La tormenta Earl se aproxima a Belice. Podría convertirse en huracán.

dt.common.streams.StreamServer

La tormenta tropical Earl, con fuerza casi de huracán, ha derribado árboles y líneas eléctricas conforme avanzaba hacia las islas Bay de Honduras y el país caribeño de Belice.

 

Earl provocó fuertes lluvias en casi todo Honduras, donde autoridades reportaron el naufragio de una embarcación langostera tras ser golpeada por una ola en el Caribe. La mayoría de las 83 personas a bordo fueron rescatadas, aunque personal naval buscaba aún a dos pescadores.

Lisandro Rosales, jefe de la Comisión Permanente de Contingencias de Honduras, dijo que había reportes de un gran número de árboles caídos y postes de alumbrado eléctrico en comunidades de la costa atlántica.

 

Escuelas y universidades fueron cerradas a lo largo de las provincias sobre el Atlántico, además de dos aeropuertos comerciales. Las autoridades rescataron a cuatro familias en la ciudad costera de Trujillo después de que un río se salió de su cauce.

Rosales advirtió de lluvias torrenciales, sobre todo en la costa norte del país.

La tormenta pasará junto a la isla hondureña de Roatán, un popular destino turístico, el miércoles por la tarde.

El Centro Nacional de Huracanes, en Miami, informó que Earl amenazaba con llevar fuertes lluvias, inundaciones y vientos también a Belice y México.

 

En Belice, el gobierno abrió refugios para tormentas. A través de mensajes por radio y televisión, también exhortó a residentes de zonas de baja altura que vayan a áreas más altas. Sin embargo, los refugios estaban vacíos el miércoles por la mañana.

Las autoridades también ordenaron el cierre del aeropuerto internacional de Ciudad de Belice, además de los parques nacionales, reservas y sitios arqueológicos. La autoridad turística nacional anunció que pidió a los cruceros a cancelar sus escalas en el país por el resto de la semana.

El principal meteorólogo en Belice, Dennis Gonguez, dijo que la tormenta empezaría a sentirse en el país a eso de las seis de la noche, hora local, y probablemente toque tierra como huracán de categoría uno.

 

La gente hizo largas filas en gasolineras de todo el país, para llenar los tanques de sus vehículos en preparación para la llegada de Earl. Las tiendas también estaban llenas de gente comprando agua y alimentos.

En The Palms Oceanfront Suites, en San Pedro, en la isla de Belice Ambergris Caye, Ana Ico dijo que el hotel comenzó a prepararse hace dos días y ofreció a los huéspedes la opción de evacuar al territorio continental o quedarse en el hotel. Cerca de 12 huéspedes decidieron quedarse, dijo Ico.

“Algunos de ellos han decidido quedarse así lo que estamos haciendo es darles agua, linternas e informándoles conforme sabemos qué pasa con la tormenta“, dijo. Otros huéspedes decidieron salir al territorio continental.

 

Belice, México y Honduras emitieron alertas de tormenta tropical para ciertas áreas y una advertencia de huracán fue emitida para partes de México.

El domingo, Earl era una ola tropical débil, pero con suficiente fuerza como para derribar postes de un tendido eléctrico en la República Dominicana, dejando seis personas muertas.

El miércoles al mediodía, la tormenta tenía su centro unos 195 kilómetros (120 millas) al este de Roatán, con vientos máximos sostenidos de casi 110 km por hora (65 millas por hora) y se desplazaba con rumbo oeste a 22 km por hora (14 mph).

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Don't have account. Register

Lost Password

Register